lunes, julio 14, 2008

Opaco Camps

Un redactor de 20 minutos formuló a todas los gobiernos autónomicos dos preguntas muy sencillas sobre financiación autonómica para elaborar una información sobre la negociación del dinero para las comunidades. Casi todos respondieron sin problemas, pero nuestra Conselleria de Economía ni siquiera buscó una excusa: «No vamos a contestar». Ni preguntaron para qué lo queríamos, como suelen hacer para sopesar si dar unos datos o no.

Hace años que el Consell se cree dueño de la información pública que maneja y que manipula y filtra a su antojo, a veces desmentida por informes de síndicos que acaban siendo destituidos. Hace años que niega información hasta a los diputados que la piden en Les Corts. Hace años que el presidente Camps no admite preguntas de los periodistas. Hace años que se publican informes nacionales en los que el apartado de la Comunitat Valenciana aparece en blanco por falta de datos. Ahora ni siquiera pedíamos datos, sólo la postura oficial, más o menos ya conocida, sobre una negociación. Pues ni eso.
Javier Alfonso, hoy, en 20minutos.
___________________

El goteo de agraviados por el endoiosamiento de Camps que me llega es terrible. Hoy mismo ha suspendido pagos una empresa de Ontinyet que se llama Colortex. No es una empresa cualquiera. Sus dueños son la familia Taberner (si tengo tiempo os hablaré de este hombre y su relación con Zaplana en aquellos años en los que empresarios y Generalitat era todo uno). Para Ontinyent esta empresa es una emblema. Vinculada al sector textil, era una de las dos grandes mayores empresas europeas de su especialidad, el estampado. Por sus máquinas pasaban todas las empresas del sector para ultimar sus diseños bajo un alto secreto. Pero las cosas empezaban a pintar mal y empezaron los expedientes de regulación de empleo. No fueron suficientes. Las cuentas de la empresa empeoraron. Como es una firma emblemática (y su crisis puede arrastrar a otras), no sé si la dirección de la empresa o el comité pidieron reunirse con Camps. El objetivo era pedir ayuda y, seguramente aprovechar la foto oficial de apoyo para usarla como aval para pedir tiempo, para pedir préstamos a los bancos. Camps no los ha recibido.

Hoy me contaban otra más dramática en este mismo sentido. A las personas que necesitan con urgencia las ayudas de la Ley de la Dependencia tampoco tiene a bien recibirlas. Se diría que las desprecia. Cotino, responsable de este negociado, se dedica a su misa diaria y a sus charlas con el oscuro arzobispo, Agustín García Gasco. Ese beato tuvo los huevos de llegar a decir: "Los grandes eventos son la mejor obra social", levantando las iras lógicas de los afectados, que se las ven y se las desean para sacar adelante sus familias sin ninguna ayuda pública, pese a tener derecho a ella.

Educación en barracones, sanidad vista como negocio, política industrial inexistente... Las competencias están transferidas para ejercerlas. Y si no, que se las retiren por incumplimiento. Que yo, que defenderé y defendí el traspaso de poderes a las comunidades como fórmula para descentralizar el país y para afianzarnos como pueblo capzaz, por derecho, de autogobernarse, tenga que decir estas cosas me rompe el alma.

1 Comments:

Anonymous Uno que pasaba por aquí said...

Varios temas, lo de Camps con la empresa esta d'Ontinyent, es como lo de Zapatero prometiendo 150 millones del ICO antes de elecciones para que no se produjera la suspensión de pagos (hoy concurso de acreedores) más grande de la historia del estado.

También sería interesante hablar de balanzas fiscales y déficits de infraestructuras (no sólo físicas si no también sociales) lo que pasa es que tanto al PP como al PSOE el desarrollo valenciano les importa bien poco. Así nos va.

por último, quiero felicitar a la coalición PSOE-EU-BNV de Godella por aprobar un nuevo plan de urbanización que amenaza a una huerta ya deteriorada, ¿Dónde están los del "Salvem"?

Un saludo.

8:19 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home